¡Maquiavelo tenía razón!

"Más vale ser temido que amado."

Esta es una de las frases más citadas de Nicolás Maquiavelo, filósofo político nacido en Italia en 1469.


¿Pero porqué es que a siglos de haber escrito "El príncipe", libro que se convirtiera en un referente indiscutible para la enseñanza de conceptos importantísimos sobre liderazgo y política, sigue siendo tan vigente?.


Y una pregunta mucho más interesante sería, ¿es verdad que vale más ser un líder que infunde miedo que amor en sus seguidores?


Veamos...


El miedo y el amor, dos conceptos humanos que si bien no necesariamente son opuestos, si nos provocan pensamientos y posturas muy diferentes entre sí.


El amor, un sentimiento positivo que tiene su base en el deseo y el bienestar, si hablamos de amor hacia una persona, nos provoca querer estar cerca.


El temor, un sentimiento calificado como negativo, depositado en una persona, se refiere a alguien nocivo que tiene el poder de provocarnos algún daño y que preferimos no tener cerca.





El temor te hace alejarte, defenderte por puro instinto de supervivencia, el amor te hace bajar la guardia y confiar.

Personalmente, ¿tu que prefieres, ser temido o amado?


Inclusive, ambos sentimientos remiten a una idealización de respeto y hasta posible admiración por las personas que tienen a un líder a quien seguir e incluso imitar, seguir sus pasos. Por supuesto que son caminos muy diferentes.


Es importante entender el contexto en el que Maquiavelo hizo tal afirmación, publicado en el siglo XVI, el libro de "El príncipe" fue una guía sobre "cómo gobernar", escrita específicamente para el futuro gobernador de Florencia, Lorenzo de Médici.


La neuropsicología lo confirma... más o menos .

Estudios recientes efectuados por algunos neuropsicólogos de la universidad de Harvard en la escuela de negocios, a través de un gran estudio cualitativo.


Resulta que estos dos factores de los que escribió Maquiavelo en los 1500s, son totalmente acertados en cuanto a las características de un gran líder.


Aunque lo que este estudio reveló es que el factor más importante para ganar influencia y ser reconocido como líder es... el ser amado o en términos un poco más objetivos, ser una persona "que inspira confianza" y una vez que la gente confía en ti, entonces será momento de demostrar autoridad.


Inspirar confianza para ser respetado.

Esta frase bien podría ser un buen "rebranding" para la visión de Maquiavelo.


Pero, de acuerdo al estudio y sus conclusiones, ¿cómo ser percibido como alguien confiable? seguramente se te vienen a la mente varios ejemplos, aquí te comparto las acciones específicas que en el estudio la gente evaluada calificó de mayor impacto para crear esta imagen y percepción en sus líderes:


  • Demostrar "calidéz". (Actos de amabilidad con otras personas.)

  • Comunicación no verbal: Sonreír constantemente.

  • Ser una persona "amigable" o sociable. (Verse rodeado de amistades.)

  • Actuar con congruencia.

  • Poner el ejemplo y cumplir tus acuerdos.


Ser confiable te hará ganar dinero.

Por si todo lo anterior no fuera suficiente, estudios complementarios han demostrado que los colaboradores percibidos como confiables tienen más oportunidades de crecimiento en su trabajo y hablando de números perciben una mayor remuneración económica que los "no confiables".


Ahora ya lo sabes, si estas en busca de reafirmar tu posición de liderazgo o incluso empezar a construirla y ser visto con este perfil para futuras oportunidades esta parece ser una estrategia altamente efectiva.









91 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo