• Tlaca Xochihua

¿Líderes formando Líderes?


Somos testigos del cúmulo de conceptos y filosofías en torno al Liderazgo, todas válidas con la intención de identificar las competencias y habilidades que se deben promover para cubrir la demanda de líderes del futuro. Con ello nos damos cuenta de que el liderazgo más que una posición es una forma de “ser” para promover el trabajo en equipo y el alineamiento con una misión y visión unificada y centrada en el objetivo.

Pero ¿De qué manera y con qué herramientas podemos formar a la gente como líderes? A diferencia de lo que se pensaba en los albores de la historia, los líderes no son seres con atributos únicos y especiales con dotes superiores o sobrenaturales, son individuos en continuo aprendizaje y perfeccionamiento de sus competencias y están por todas partes.

Es fundamental facilitar en la gente el desarrollo competencias personales que a su vez les sirvan para cumplir una función o un rol especifico de Liderazgo en una organización, comunidad o en la sociedad.

Aquí algunas herramientas para poner en práctica una Pedagogía del Liderazgo:

  • Construir una Cultura de Colaboración en equipo en donde en lugar de que el líder controle, ordene y dirija, más bien MOTIVE a las personas a desarrollar lo mejor de sí mismos en cada proyecto y cada tarea o actividad asignadas. El reto actual, dice Warren Bennis (uno de los mejores gurús del Management) “es llegar a ser un líder de líderes, promoviendo una arquitectura social que posibilite que los miembros de una organización desarrollen creativamente sus competencias trabajando en un proyecto conjunto de acción”.

  • Establecer un vínculo en donde por convicción los colaboradores y/o miembros del equipo aceptan y asumen que ese líder guíe al equipo hacia los objetivos. Para ello, GENERAR CONFIANZA con el equipo es decisivo, implica entre muchas otras cosas, mostrar interés en las personas como personas y reconocer el valor que tienen. Cuando las personas trabajan, ofrecen parte de su esencia como individuos y lo que los distingue como seres humanos. El líder debe desarrollar la sensibilidad de comprender por qué las personas actúan como actúan y saber manejar las situaciones con destreza.

  • Generar espacios para fomentar el APRENDIZAJE CONTINUO en donde las personas no se limiten a cumplir con las funciones y tareas asignadas sino además tengan la oportunidad de retroalimentarse mutuamente para su crecimiento personal y profesional en pro de su DESARROLLO.

  • Más allá de delegar, es muy importante FACULTAR a los líderes en formación, con la finalidad de que éstos a través de su autogestión, exploten sus capacidades en la TOMA DE DECISIONES y autoridad colaborativa, lo cual contribuye al desarrollo individual y del equipo pues facilita que los miembros del equipo asuman la responsabilidad en la consecución de los objetivos y exploten “bajo presión” todas sus capacidades.

Es importante identificar que Formar líderes no solo facilita el logro de los objetivos, también implica seguirnos formando a nosotros mismos en un ambiente de retroalimentación continua, aprendizaje mutuo y satisfacciones compartidas.

En Leadership101mx sabemos de la importancia que tiene la formación de nuevos Líderes dentro de las organizaciones ya que esta es la manera más efectiva de garantizar equipos de alto desempeño en lugar de esperar a que llegue el Líder que todos esperaban. Conoce más de nuestros programas de desarrollo den www.leadership101.mx


165 vistas

© 2015 by Leadership101mx 

  • LinkedIn Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • Facebook Social Icon